Los jugadores de los Yanquis no han respondido al nivel esperado y muestran preocupación.

New York.-Los fanáticos de los Yankees están en modo de crisis luego de una barrida de fin de semana por los Tampa Bay Rays, rivales de la división, que dejaron a New York con el peor récord de la Liga Americana 5-10, marcando solo la octava vez en la historia de la franquicia que ha perdido 10 de sus primeros 15 juegos.

La ofensiva de los Yankees ha luchado poderosamente desde el arranque, bateando .210 como equipo con un porcentaje de slugging de .346, el más bajo en las mayores, y solo 16 jonrones a pesar de una alineación cargada de toleteros que cuenta con Aaron Judge y Giancarlo Stanton.

Aún en en medio del peor tramo de dos semanas de los Yankees para comenzar una temporada de Grandes Ligas en más de dos décadas, el gerente general Brian Cashman admitió que el equipo ha tenido un comienzo “realmente decepcionante”, pero que está exudando paciencia con la plantilla y cuerpo técnico. “Son 15 partidos”, dijo Cashman ayer. “Son 15 partidos que me gustaría olvidar”.

Cuando se le preguntó si había alguna consideración sobre el cuerpo técnico, Cashman respaldó al mánager Aaron Boone y al entrenador de bateo Marcus Thames. “Tengo mucha confianza en la gente que tenemos”, dijo Cashman, quien añadió que cree que la ofensiva eventualmente se convertirá en una fortaleza para los Yankees con tanto tiempo restante en el calendario.

Cashman dijo que a pesar del comienzo lento, los Yankees no reaccionarán exageradamente a un puñado de juegos al comienzo de la temporada.

Desesperación

— Expectativas
Este es el peor comienzo de los Yankees desde 1997, cuando tuvieron marca de 5-10 con Joe Torre como mánager. Ese equipo se recuperó y ganó 96 juegos antes de llegar a los playoffs como comodín. Cashman confía lo repetirán.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here