Un joven, de 18 años, se despertó de repente de un coma 62 días después, luego que su hermano le dijera en broma que se iba a comer su plato favorito, un filete de pollo, informa Taiwan News.

El paciente, de apellido Chiu, pasó más de dos meses en un hospital del condado de Hsinchu (Taiwán, China) después de sufrir un grave accidente de tráfico con su moto, que le ocasionó múltiples daños internos y un coma prolongado.

El joven tuvo varias intervenciones quirúrgicas, en las que los médicos paso a paso estaban solucionando sus problemas de salud. No obstante, el paciente no recuperaba la conciencia. Estaba en el día 62 del coma, cunado su hermano mayor bromeó repentinamente: «Hermano, me voy a comer tu filete de pollo favorito».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here