SANTO DOMINGO.- Todo un éxito resultó el primer injerto colocado en el rostro de Yocairi Amarante Rodríguez, rociada con “ácido del diablo” por su expareja, realizado el pasado miércoles en el Hospital Ney Arias Lora. Ahora los médicos esperan determinar si su organismo no lo rechazará.

De acuerdo al jefe de la Unidad de Quemado en el Hospital Ney Arias Lora, Eddy Bruno, se debe esperar el transcurso de la semana próxima para concluir que su cuerpo asimiló apropiadamente el injerto.

De su lado, Santa Rodríguez, madre de la joven de 19 años, afirmó a EL DÍA que a pesar de los avances de su salud, su hija agudiza en su depresión por la situación y porque no ha podido ver a su bebé en todo este tiempo.

Dijo que no quiere comer y tiene que acceder a su habitación para darle la comida y así pueda alimentarse, porque según la madre, su semblante está caído y le embarga el desánimo.

Sin embargo, la evolución de su problema de salud avanza satisfactoriamente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here